Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Luis Represa
Jueves, 9 de febrero de 2017

El que es huevón es huevón

Guardar en Mis Noticias.

Uno de los mayores cantautores de todo tiempo y lugar, poeta eximio y lúcido conocedor de la naturaleza humana, George Brassens, cantaba eso de “la edad no tiene que ver, si uno es huevón es huevón, tenga veinte años o sea anciano”.

[Img #66933]

 

Máxima que parece haberse olvidado en estos tiempos ñoños de adoración a la juventud y al infantilismo mental.

 

Ahora no hay moda o asociación profesional que no lleve el adjetivo joven como estandarte, o políticos que presumen de su juventud y la de sus votantes como virtud o mérito supremo.

 

Hace unos meses, el candidato socialista Pedro Sánchez no tuvo empacho en decir que la solución de España estaba en los jóvenes como él, de cuarenta años. Un tipo que no tiene problema en definirse como joven a los cuarenta años ya, de entrada, da grima, pero quizás dé más grima el que esas frases sean producto de sesudos estudios demoscópicos que garantizan la buena aceptación de semejantes necedades en la sociedad.

 

Tampoco olvidemos que los zangolotinos de Podemos y su élite extractiva, cerraron su campaña electoral con La Bruja Avería, ” y su macho alfa publicita sus propuestas en dibujos animados.

 

Por su parte, el Partido Popular llama renovación,  no a las ideas  nuevas o nuevos hábitos de transparencia eficacia y honradez, sino a colocar en sus puestos directivos a personajes de menor edad que los anteriores y ¡como no!, también una mujer joven, que apenas sabe balbucear una idea simple, pero eso no importa ante el hecho de ser joven y mujer.


Tiene razón el  filosofo francés cuando constata que la juventud, lo joven, es el máximo valor de la sociedad, y así los treintañeros y cuarentones son ahora unos adolescentes prolongados, mientras que los ancianos no son honrados por su sabiduría, su seriedad o su fragilidad (como en las sociedades de verdad civilizadas) sino única y exclusivamente si han sabido permanecer juveniles de espíritu y cuerpo.

 

Ya no son los adolescentes los que  se refugian en una identidad colectiva sino que es el mundo el que corre tras la adolescencia.

 

El problema de esta pandemia de infantilismo y “efebocracia” institucional son los efectos colaterales, y así, cualquier político o dirigente que quiera triunfar deberá dirigirse no a un población adulta, descreída de los cuentos de hadas, que sabe y es consciente que la vida es dura, brutal, y que los paraísos no existen ni aquí ni allá, sino a una enorme muchedumbre de adolescentes que exigen  se les trate como niños, y a  los que se les ofrece la solución de problemas irresolubles a base  de exaltación de buenos sentimientos y frases cursis del estilo de “todos podemos”  o  “la belleza de la gente”  entre ritmo de batucadas, y guitarras monjiles.

 

Este triunfo de la memez sobre el pensamiento conlleva a su vez un sutil desprecio por los ancianos, a los que se  prefiere atiborrar de churros grasientos y chocolate, en vez de escucharlos con un mínimo de atención, para entender algo tan elemental como dignidad, esfuerzo y respeto a la palabra dada.

 

Se pierde el tiempo viendo en televisión a mamarrachos jóvenes cimbreándose o cocinando, en vez de escuchar historias de un tiempo y un país que nos hizo y nos deshizo. Tiempos aquellos en  que morían los hijos y el frío era algo más que una palabra .

 

Háganme caso  vayan al Paseo del Rastro y echen “un parlao” con los ancianos que, apoyados en la piedra de la muralla, dejan pasar las horas sabiendo que están en tiempo de descuento, escuchen para aprender, aprendan para no olvidar y valoren a sus padres como algo mas que unos canguros baratos.   

 

Uno es ateo de los jóvenes, y cada vez le cargan más su fatuidad, su ignorancia y ese convencimiento estúpido de que al ser la generación mejor preparada de la historia les debemos algo.

 

A esa sociedad esclava de lo joven, enferma de infantilismo y cubierta de puerilidad habría que recordarles la terrible profecía de  Elías: “vendrán días en que seréis gobernados por niños y serán los peores de vuestra vida".

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
Comenta aquí esta noticia
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
20 Comentarios
Fecha: Viernes, 3 de marzo de 2017 a las 23:02
Pedantuelo ..
¿Sabes por qué los publicistas de los políticos venden juventud? ¿Sabes por qué pasa eso? No es para despreciar a los mayores, te equivocas, venden la juventud porque no pueden vender el presente inmediato, solo el futuro, ¿y sabes por qué el presente inmediato no hay quien lo venda? Exacto. Así que déjate de dobles saltos mortales para tratar de vender enemigos a los mayores, porque te olvidas que entre los zangolotinos hay muchos abuelos mirando este presente y no pueden escapar de él.
Fecha: Viernes, 17 de febrero de 2017 a las 23:39
a observador
Precisamante el empleo del adjetivo zangolotino es muestra de la riqueza de vocabulario y exactitud que emplea el señor Represa "zangolotino" es persona aniñada y de comportamiento infantil. Es decir no hay insulto sino ignorancia en usted que desconoce el significado de palabras que en los de mi edad (67 años) conocemos perfectamente
Fecha: Viernes, 17 de febrero de 2017 a las 16:23
Observador
Sin entrar en el fondo, se puede criticar a los dirigentes de un partido sin caer en la descalificación o en el insulto facil y gratuito.
Seguro que al Sr. Represa no le agradaría que le calificaran de zangolotino.
SalU2
Fecha: Viernes, 17 de febrero de 2017 a las 11:24
Brian
Buen artículo. Una vez más tocando el tuétano de la sociedad.
Me adhiero a Valentín en sus comentarios.
El artículo critica el INFANTILISMO y el concepto de JUVENTUD como modelo de la sociedad actual, y lo que conlleva de ignorancia y placer en la ignorancia, que es peor; NO CRITICA A LOS NIÑOS NI A LOS JÓVENES como tales. La gansada política sobre "la generación mejor preparada de la Historia" sale siempre de los políticos profesionales mayores de 40 años (esos de los que estamos hartos), pero nunca la he escuchado de la boca de un joven de verdad.
Por favor, vuelvan a leerlo con esta perspectiva que les sugiero y quizá entiendan el significado del artículo, al menos como yo lo veo.
Fecha: Jueves, 16 de febrero de 2017 a las 09:53
valentin
Enhorabuena al drector de ávilared, por tener entre sus columnistas a una persona que escribe sin complejos, sin miedos y sin ceder a lo políticamente correcto, y además con un estilo personal ameno brillante que denota cultura e inteligencia.
Un señor que escribe lo que escribe y la forma en que lo escribe debe tener una gran confianza y seguridad en si mismo, y eso siempre atrae enemigos y malidicencias..
Yo le vote en las generales del 2011, y nunca me sentí defraudado por lo que dijo o hizo. Esperemos que ahora que Upyd vuelve , le volvamos a tener como candidato, por lo menos ya sabemos que nos dirá algo más que los tópicos a l uso de los políticos.

Fecha: Miércoles, 15 de febrero de 2017 a las 11:47
Propuesta de ejercicio
Me gustaría invitarle a hacer un ejercicio y volver a escribir un artículo sobre esta temática dentro de unas semanas. Deténgase unas horas para investigar el movimiento de la gente joven en Ávila (La que aún no se ha ido). Investigue las asociaciones creadas, los libros publicados, las entidades deportivas, los menores de 40 que han fundado y llevan empresas con éxito o el recorrido de aquellos que se han marchado. Creo que cae en el error que usted mismo denuncia, puesto que el mal de esta sociedad es consentir que se vea todo eso y no lo que está oculto (Que es mucho y bueno). Haga todo esto y luego vuelva a escribir.
Fecha: Lunes, 13 de febrero de 2017 a las 14:17
joven
Que pena! cuanto hace Represa que no te ríes, no te conozco pero te ímágiino siempre serio y de mal humor amargado por todo y desconfiando de los jóvenes de los niños y de todo lo que signifique alegría .
Si nos conociera a los jóvenes y tuvieras contacto con ellos, no tendría esa opinión tan mala.
Fecha: Lunes, 13 de febrero de 2017 a las 11:30
bruja averia
Represa tú no sabes lo que significa la bruja averia para una generación que quiere cambiar España de verdad. ("viva el mal viva el capital")" Podemos" cerro la campaña con la "bruja avería" porque conecta con la sensiibilidad de una generación que tú ni conoces ni tienes interés en conocer.
Tú quédate con el Brassens y con Paco ibañez, ( como mi padre) y asumid los de tu generación que ya sois pasado y que es nuestra hora, la de la juventud orgullosa de serlo y con nuestros valores que tú jamás podrás entender.
Fecha: Lunes, 13 de febrero de 2017 a las 08:52
Andrés
Almunia, ¿que tendrá que ver la velocidad con el tocino y la gimnasia con la magnesia?
Fecha: Domingo, 12 de febrero de 2017 a las 13:13
Disfruta la vida viejales
Hola Repesa,
relaja un poco los esfínteres que te estás convirtiendo en un cuñao.
Hay un tiempo para todo. Se puede ser "infantil" sin dejar de hablar a los mayores. Se puede ser divertido sin despreciar la experiencia de nuestros abuelos.
Y para terminar, otra profecía, con la misma base que la de Elías, una de Nostradamus: el pueblo se revelará y dejará de pagar tributos al rey. El pueblo que no vote a UPYD. Ese pueblo sí que es pueril (sí, los 7)
Fecha: Domingo, 12 de febrero de 2017 a las 10:27
Obis
Gerontocracia. Miren con qué edad llegaron al poder Suárez, González o Aznar.
Fecha: Sábado, 11 de febrero de 2017 a las 21:46
julio collado
¡Que lucidez! Aunque es difícil que la "historia sea maestra de la vida" con aquellos que no quieren aprender.
Fecha: Sábado, 11 de febrero de 2017 a las 21:00
Labrador
Razón tiene el Señor Represa. Los buenos y algún mal comentario lo dicen todo. Que pena que algunos se marquen como meta el llevar gente joven en su lista y a las instituciones, quizás por cobardía de no querer ellos dar la cara y cínicamente presuman de ello.
Fecha: Sábado, 11 de febrero de 2017 a las 13:43
Andrés
Jo*** Rosa, con tu comentario has remachado lo que dice el Sr. Represa, por si alguien tenía alguna duda.
Fecha: Viernes, 10 de febrero de 2017 a las 19:25
Uno
Este Represa hablara desde su actitud de "profesional liberal" cuando uno se hace viejo habla mal de los jóvenes pero ahí los 20 quien los pillase....los viejos estan llenos de vicios y prejuicios
Mejor esta:

**** s: **** www.youtube.com/watch?v=m1Lo2MgGeog
Fecha: Viernes, 10 de febrero de 2017 a las 13:26
Acierto
Acierta el articulista. No es verdad que estas generaciones sean las más preparadas de nuestra historia. Solo es una repetida falacia que mucha gente se empeña en aceptar. Como decía el otro día un re **** do director de cine español, les falta un buen bachillerato.
Fecha: Viernes, 10 de febrero de 2017 a las 13:26
para rosa y almunia
Después de leer vuestros comentarios me doy cuenta de cuanta razón tiene Represa, el que es huevon es huevon o la que es huevona es huevona

Fecha: Viernes, 10 de febrero de 2017 a las 12:48
La Almunia de Doña Godina
Sr. Represa, yo tengo 44 y me considero jóven. Y no, no me he leído ningún estudio demoscópico. A menundo me defino como "muy infantil". Créame que me lo paso estupendamente viendo películas infantiles con mis hijos, jugando infantilmente con mis hijos, haciendo el payaso puerilmente con mis hijos... Pero cuando hay que ponerse serío, trabajar, aceptar que me exijan, exigir, pagar impuestos, colaborar... lo hago como si tuviera 80 años. En lo que estoy de acuerdo es que esta sociedad actual aparta y margina a la gente mayor indecentemente y que lo pagaremos de alguna forma.
Fecha: Viernes, 10 de febrero de 2017 a las 11:52
Manuel Mateos
Por fin un artículo digno de leer pues nos hace pensar. Gracias Represa.
Fecha: Viernes, 10 de febrero de 2017 a las 10:08
Rosa
Sr. Represa no se que edad tendrá pero no cabe duda de que es un viejo con mentalidad de viejo , me parece muy bien que pase sus tardes en el rastro echando "parleos" (vaya palabra)con los ancianos ,pero usted no es nadie para intentar encuadrar a la gente , yo soy una abogada de 43 años y aunque le pese soy joven y estoy orgullosa de pertenecer a una generación en la que las mujeres hemos conquistado muchos derechos y pertenecer a la generación mejor preparada de la historia aunque usted no lo crea.
No sé pq tenemos que admirar y escuchar a unas personas que nos llevaron a una guerra civil y nos mantuvieron 40 años en una dictadura.

Avilared • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress
----